Pasar al contenido principal

ESIC News

Executive
Febrero 2020

VII Foro de Talento: Recursos Humanos y las metodologías agile

Publicado por: Bilbao

Agile, la metodología que fortalece la gestión de personas para responder a un entorno empresarial cambiante

El VII Foro del Talento organizado por ESIC y Cámarabilbao en colaboración con AEDIPE Euskadi se ha centrado en esta ocasión en la metodología Agile. En el encuentro, celebrado el día 26 de febrero, se realizó una aproximación al significado y las claves de estas innovadoras herramientas de gestión de personas y liderazgo empresarial, tomando como base la teoría de esta corriente y como práctica la forma en la que se están aplicando en tres empresas.

Carlos González, profesor de ESIC y socio director de Navitas for Change, introdujo el tema recordando qué supone aplicar las metodologías Agile. Un paradigma de gestión humana que se inició hace casi 20 años en empresas de base tecnológica, pero que poco a poco va calando en otros sectores industriales y de servicios.

Cambio de mentalidad

La herramienta se sintetiza en una docena de principios orientados a mejorar la satisfacción del cliente que incluyen valores como el trabajo cercano, la conversación valiente y eficaz, la motivación y la confianza, la autogestión de equipos o la adaptación circunstancias cambiantes. En realidad es «un cambio de mindset, de cómo pensamos, de cómo trabajamos y de cómo nos autogestionamos», resumió Carlos González. Se trata de «sacar el potencial de las personas, tener equipos empoderados», recomendó.

Ese cambio de mindset tiene mucho que ver con el nivel de conciencia humano y con cambiar la respuesta a los problemas. Pasar del bucle reactivo de problema, miedo o reacción al bucle creativo, poniendo en práctica el propósito, la pasión y la acción. «Agile es reducir la reactividad y ser más consciente». Y para ello es necesario adquirir competencias creativas básicas como la capacidad de cuestionamiento de los modelos mentales propios, ser personas autodidactas y conscientes del impacto que tenemos en los demás. «La evaluación del autoconomiento te llevará a ver qué tipo de líder puedes llegar a ser», aseguró el ponente.

Carlos González aseguró que estas herramientas son la clave para «aprovechar y responder» a los cambios continuos que produce un entorno VUCA (volatilidad, incertidumbre, complejidad y ambigüedad) como el actual.  Eso sí, tener la herramienta es necesario, pero cambiar la mentalidad de las personas es el reto. «No hablamos solo de rituales, decirlo no es suficiente», advirtió.

Derribar barreras

Del desafío de poner el modelo Agile en marcha hablaron en mesa redonda Diego Sancho del Caz, Agile&Digital Talent Consultant de RDT Ingenieros; Ana Arenaza, responsable de Desarrollo de Talento & RSC de Ibermática; y Juan Gil Bilbao, Coach Agile de BBVA.

En los tres casos se reconoció que existen barreras para implementar las metodologías Agile en las empresas. «Donde hay personas, hay barreras», recordó Ana Arenaza, quien destacó la importancia de «vender» a la organización las ventajas de este cambio. Juan Gil también recordó que evolucionar hacia otras formas de trabajo cuesta, por lo que es necesaria una buena dosis de generosidad para «avanzar, explorar, experimentar y reinventarnos, y que las empresas y las personas disfruten del trabajo».

Como consultor externo, Diego Sancho del Caz aclaró que se encuentran con diferentes reticencias según el tipo de organización, tamaño, antigüedad o generación que la lidera. «Hay mandos intermedios con miedo y otros con ilusión; para los primeros Agile supone humo, para los segundos es la capacidad de crear nuevas maneras de trabajo». Y quien piense que esto solo convence a los millenians, se equivoca. El experto confesó encontrarse también con cierta cautela en el entorno de las personas de 30 años.

Coach Agile

Juan Gil es uno de los 300 Coach Agile de BBVA, una figura que no prolifera en el ámbito empresarial. La entidad adoptó esta metodología en 2014 como revulsivo a la fuga de talento y la necesidad de buscar decisiones rápidas, así como estar más cerca de la clientela. «No es una fórmula mágica, pero es necesario aprender a utilizar las herramientas e integrar el modelo para buscar el beneficio que nos aporta», subrayó.   

Diego Sancho del Caz, por su parte, avanzó en la repercusión que tendrá la figura de los ‘Coach Agile’ en la organización, y destacó la importancia de que cuenten con «habilidades psicosociales muy altas» para conducir este cambio cultural en las empresas.